Pages Menu
TwitterRssFacebook
Categories Menu

El poder de los abdominales

Abdominales Cuidados

En nuestro cuerpo existen distintos grupos musculares que actúan de forma encubierta y que son quienes soportan la carga de los entrenamientos físicos. En este caso hablaremos de los músculos abdominales que son los que funcionan como una estructura autentica sobre la que se articula el peso de nuestro tronco cumpliendo funciones importantes y aportando beneficios directos como una mejor posición para algunos ejercicios, lo que implica un menor desgaste con el mismo esfuerzo y, por tanto, mejores resultados.

  1. Equilibrio en el organismo: La musculatura lumbar generalmente suele estar más desarrollada que la abdominal así que desarrollar la parte delantera te ayudará a alcanzar un equilibrio físico muy importante. No olvides que unosabdominales debilitados conducen a problemas de escoliosis y otras dolencias de espalda.
  2. Mejoran la respiración: Cuando ejercitas tus abdominales, estas expulsando todo el aire que se encuentra en tus pulmones, evitando que quede dentro aire empobrecido y dejando una mayor cantidad de espacio paraaire limpio, haciendo una respiración más rica.
  3. Protegen los órganos: Cuando se cuenta con una buena musculatura abdominal esta actúa como escudo y de estructura para todos los órganos internos, algo que es muy fundamental para esta zona que de alguna forma se encuentra desprotegida por ausencia de una estructura ósea.
  4. Guían la fuerza: Como el objetivo es evitar que la columna sea la que cargue con todo el peso de mantener el equilibrio del cuerpo y que el tronco no se desestabilice en el transcurso de la realización de cualquier ejercicio, los abdominales actúan como complemento de la gran mayoría de ejercicios que son realizados con el tronco. De esta manera se encargan de mantener la postura y de sostener erguido el cuerpo sin sacrificar el resto del organismo.

Con estos consejos podremos conseguir una musculatura abdominal esencial que vendrá acompañada de grandes ventajas como:

  • Absorción de impactos producidos por saltos, rebotes que puedan producirse por ejemplo en clases de técnicas aeróbicos.
  • Proporciona presión interna que mantiene la columna vertebral estable y erguida. Reduce el estrés en la zona lumbar, produciendo una acción de descarga de presión sobre los discos intervertebrales lumbares y estabilizando la columna.
  • Colabora en la ventilación a la hora de la práctica de actividades físicas.
  • Mantenimiento de viseras en posición correcta y adecuada.
  • Protege la columna.

Déjanos tu Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *